Jesus les dice a sus discipulos:

Romano besame la mano
inés besame los pies
montolla no te ballas coriendo