Llega un hombre de noche a su casa, llama a la puerta y nadie le abre.
Al final, saca la llave, abre la puerta, entra y no encuentra a nadie. Va a la cocina, va al comedor y al final, entra en la habitación y se encuentra a su mujer desnuda en la cama.
-¿Pero, qué haces desnuda en la cama?, ¿por qué no me has abierto la puerta?
-No me encontraba bien, tenía mucho calor y me he tumbado en la cama- responde su mujer.
En ese momento, se abre la puerta y entra uno de sus hijos gritando asustado que hay un hombre en ee armario de su habitación. El marido va a la habitación del niño, abre el armario y se encuentra a su mejor amigo dentro completamente desnudo, y entonces le dice:
-Venga, hombre, yo trabajando como un cabrón, llego agotado a casa, no me abre nadie, mi mujer enferma en la cama y tú encima asustándome a los niños.

Llega un hombre de noche a su casa, llama a la puerta y nadie le abre.
Al final, saca la llave, abre la puerta, entra y no encuentra a nadie. Va a la cocina, va al comedor y al final, entra en la habitación y se encuentra a su mujer desnuda en la cama.
-¿Pero, qué haces desnuda en la cama?, ¿por qué no me has abierto la puerta?
-No me encontraba bien, tenía mucho calor y me he tumbado en la cama- responde su mujer.
En ese momento, se abre la puerta y entra uno de sus hijos gritando asustado que hay un hombre en ee armario de su habitación. El marido va a la habitación del niño, abre el armario y se encuentra a su mejor amigo dentro completamente desnudo, y entonces le dice:
-Venga, hombre, yo trabajando como un cabrón, llego agotado a casa, no me abre nadie, mi mujer enferma en la cama y tú encima asustándome a los niños.