Una pareja decide ir de vacaciones a Florida. La mujer, por cuestiones de trabajo, debe realizar un viaje de negocios y planea encontrarse con su marido al día siguiente. En el hotel el marido decide enviarle a su esposa un e-mail avísandole que llegó sin problema, así que le envió un email para comentárselo.

Desafortunadamente y por equivocación, la dirección email que escribe no es la correcta y el mensaje llega a un viuda. Cuando la viuda ve su e-mail, grita horriblemente, empieza a temblar y se desmaya al acto. Sus parientes entran y miran la pantalla del ordenador donde está escrito lo siguiente:

“Querida esposa. Todo esta listo para su llegada, su marido amante eterno”.

Una pareja decide ir de vacaciones a Florida. La mujer, por cuestiones de trabajo, debe realizar un viaje de negocios y planea encontrarse con su marido al día siguiente. En el hotel el marido decide enviarle a su esposa un e-mail avísandole que llegó sin problema, así que le envió un email para comentárselo.

Desafortunadamente y por equivocación, la dirección email que escribe no es la correcta y el mensaje llega a un viuda. Cuando la viuda ve su e-mail, grita horriblemente, empieza a temblar y se desmaya al acto. Sus parientes entran y miran la pantalla del ordenador donde está escrito lo siguiente:

“Querida esposa. Todo esta listo para su llegada, su marido amante eterno”.