Un pastuzo estaba en Tokio en donde compró un par de gafas de la más reciente tecnología que mostraba a todas las mujeres desnudas Manuel se coloca las gafas y comienza a ver todas las mujeres desnudas, él está encantado. Se pone las gafas…. desnudas! Se quita… Vestidas! Qué maravilla!

Y así se fue Manuel para Pasto, loco, desesperando por mostrar la novedad a María, su mujer.
En el avión, se siente lo máximo viendo a las aeromozas todas peladas.

Cuando llega a casa, se coloca las gafas para mirar a Maria desnuda.

Abre la puerta y ve a Maria y al Compadre en el sofá desnudos.
Se quita las gafas… desnudos!
Se pone las gafas… desnudos!
Se quita otra vez…desnudos!
Se pone….. desnudos! y entonces Manuel dice: -Qué huevada! Esta mierda ya se dañó!

Un pastuzo estaba en Tokio en donde compró un par de gafas de la más reciente tecnología que mostraba a todas las mujeres desnudas Manuel se coloca las gafas y comienza a ver todas las mujeres desnudas, él está encantado. Se pone las gafas…. desnudas! Se quita… Vestidas! Qué maravilla!

Y así se fue Manuel para Pasto, loco, desesperando por mostrar la novedad a María, su mujer.
En el avión, se siente lo máximo viendo a las aeromozas todas peladas.

Cuando llega a casa, se coloca las gafas para mirar a Maria desnuda.

Abre la puerta y ve a Maria y al Compadre en el sofá desnudos.
Se quita las gafas… desnudos!
Se pone las gafas… desnudos!
Se quita otra vez…desnudos!
Se pone….. desnudos! y entonces Manuel dice: -Qué huevada! Esta mierda ya se dañó!