Un niño sale del colegio, se va a su casa y dice:

– ¡Mamá, mama…!!, ¡En el colegio me dicen distraído! ¿Verdad que no es verdad?

Responden:

– ¡Niño…, ni ésta es tu casa, ni yo soy tu mamá…!!!